"Universidad Brigantia de Estudios Mágicos" es un foro RPG basado en el mundo de J.K. Rowling con temática, tramas y personajes 100% originales creados por el equipo administrativo y los usuarios de este mismo foro"

OGMIOS: 275 PUNTOS
CERRIDWEN: 150 PUNTOS
ARIANRHOD: 35 PUNTOS
SMERTIOS: 175 PUNTOS

Últimos temas
» Plagio de idea!
Lun Jul 15, 2013 1:57 pm por Gerhard Immëndorff

» PANGEA RPG - !UN FORO DIFERENTE! Ven y conócenos.
Sáb Abr 06, 2013 5:04 pm por Morten J. Harket

» Anybody home?
Sáb Abr 06, 2013 4:57 pm por Morten J. Harket

» Morsmorde Era Tom Riddle {Elite} No es cualquier rpg de Hp
Sáb Mar 30, 2013 11:41 am por Invitado

» Morrigan's Mental Asylum FORO NUEVO DE JULIA MCREARY
Lun Mar 25, 2013 2:28 am por Julia McCreary

» San Valentín
Sáb Mar 16, 2013 12:17 am por Aldrich Burroughs

» Necronomicon [Normal]
Vie Mar 08, 2013 1:37 pm por Invitado

» Inferio RPG ~ Afiliación Elite {Nuevos Botones y Nuevo Dominio}
Jue Mar 07, 2013 5:49 pm por Invitado

» Partis Temporus [elite]
Lun Mar 04, 2013 5:04 pm por Invitado

» Into the darkness {Afiliacion Normal}
Lun Feb 25, 2013 6:34 pm por Invitado

¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 49 el Miér Jul 19, 2017 4:26 am.

Titanic RPG Photobucket Los Vengadores Clash of Kingdoms Photobucket The Hunger Games RPG Image and video hosting by TinyPic Seven Kingdoms Photobucket The Hole Image and video hosting by TinyPic Guardianes Photobucket C.H.A.O.S. Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Party Is My Life Rol Pretty Little Liars BelovedHogwarts Dirty Passion http://24.media.tumblr.com/tumblr_mbutyvMPnl1rrtdjmo4_100.jpg 7th & Spring Wizards Army The Dark Tales Of Grimm The History of Camelot Prague Project Freedom University The Mundial War RPG Fateful
DISEÑO DE SKIN:Foroactivo.com GRÁFICOS:Julia McCreary
Este foro está creado enteramente para esparcimiento y diversión sin fines de lucro. La temática, tramas y personajes son 100% originales creados por el equipo administrativo y los usuarios de este mismo foro. Todo lo demás, pertenece a J.K.Rowling.

----------

"Universidad Brigantia de Estudios Mágicos" está protegida por una licencia creativa. Cualquier reproducción total o parcial del contenido del foro, así como el diseño, será considerado como plagio. Por favor, se original, no robes ni copies.

Informal.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Informal.

Mensaje por Aldrich Burroughs el Jue Dic 06, 2012 5:48 pm

Sábado siguiente a la fiesta.
Nueve de la noche.
Casa de Aldrich Burroughs.

[Quien quiera ir, vaya. Aunque casi todos son conservadores o puristas, pero saben que si me preguntaron qué planes para el sábado los invitaba, o hasta si se me ocurría o si le sdecía alguien más.]


No era momento para una fiesta, estaba adolorido todavía y si bien no llevaba moretones gracias al tratamiento que había seguido ni bien Angus Finnerty lo ayudó a salir de ese lugar tenía el remordimiento encima y eso le generaba constantes jaquecas y un malestar general que exteriorizaba como mal humor. Había quedado con Noel para ir a beber algo, cuando invitó a Charles y él a su vez habló de ir con Othilia no creyó que un bar cualquiera fuese buen sitio, ella era algo especial para esas cosas.

Ella sugirió una cena en su casa pero no se sentía de humor para ponerse corbata, camisa y esas cosas, menos para beber whisky, quería una bebida que se viese de colores o que al menos no fuese la clásica opción de un viejo. Fingiendo que era por no molestar y no porque creyese que se iba a aburrir una barbaridad en donde los van Lieshout ofreció su propia casa aduciendo que estaba algo cansado y que era mejor hacerlo allí, estarían sus padres de seguro pero no eran de meterse mucho, usaría la primera planta de la casa para la reunión.

Charles sabía cómo llegar a su casa, al resto le indicó que caminasen por Holland Park Gardens hasta llegar a una construcción beige que tenía una construcción gemela al lado pero en color azul oscuro. Al igual que para entrar a la casa de sus abuelos había que tocar el buzón que no pertenecía a esas casas –y que no veían los muggles-, uno color rojo sangre, solamente con dos toques de varita se abría y se hacía una trampilla en el suelo y tras bajar las escaleras que aparecían al abrir esa puerta se pasaba por un pasadizo largo y muy oscuro que llevaba a un barrio netamente mágico. Su casa quedaba muy cerca de la de Pearlie y la de sus abuelos, que era más como un palacio pequeño.

Afuera de la de él había un gran jardín con árboles idénticos, bien podados con el centro frondoso y los bordes superior e inferior puntiagudos, además habían algunas variedades de flores y otros árboles más grandes que cuidaban los elfos domésticos porque Barunka jamás fue aficionada de las flores. La puerta principal era grande como la mayoría de las puertas de las casas de esa calle, había otra en la parte de atrás pero no tenía cosas grabadas en la madera como la de adelante. Ya dentro todo tenía una decoración más bien minimalista, en blanco y negro y con objetos clásicos en su mayoría. Alguna inyección de color había en la casa pera eraobra de su madre, así como lo fue la adquisición de cosas tecnológicas que a veces ni él disfrutaba.

No hizo gran alboroto en lo que los esperaba, faltaban aún diez minutos para las ocho. Usaban magia para varias cosas pero tenían sistema eléctrico también para cosas como el equipo musical que tenía varios parlantes alrededor de la sala, una petición de Aldrich que Barunka consintió hacía unos años. Era muy distinto a lo que hubiese sido la cena en donde Othilia: sobre la mesa habían varias cajas de pizza y comida china con palillos para los más exquisitos, unas tres botellas de licor, dos cajas de jugo, Coca-cola, Evervess, unas botanas de queso y papas fritas. Lo que era él llevaba una camiseta negra de Misfits, pantalón de jean oscuro, botas no altas y una de esas pulseras de jebe en la muñeca, una color verde que le habían regalado.

Hacía algo más de hora y media que estaba frente al televisor de la sala pequeña –que estaba al lado de una con sillones más amplios y ordenados en forma circular- mirando ‘Los Excéntricos Tenenbaum’, una película que le recomendó su prima Pearlie hacía unos días, había pensado en verla con ellos pero la curiosidad le ganó. Faltaba unos diez minutos para que termine, el tiempo suficiente para que ellos lleguen y que no deba posponer el final. Apenas acabó puso un disco para ambientarse, no era Motörhead en nombre de Othilia, no era de su top 5 pero servía. Se quedó tirado en un sillón cantando cada una de las canciones, lo haría hasta que no se quejasen de su música, y quizá incluso así.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
FICHA
RELACIONES
BÓVEDA
avatar
Aldrich Burroughs

Mensajes : 252
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Othilia van Lieshout el Jue Dic 06, 2012 6:30 pm

Claro que Othilia se sintió ofendida cuando Aldrich rechazó su inocente propuesta de realizar la charla en su casa donde nunca había nadie por cuestiones laborales pero guardó el ofensivo comentario que iba a brotar por sus labios cuando la mirada de Charles fue a posarse sobre su rostro. Aceptó por convivir y decidió acompañar a su prometido porque directamente la había incluido en la reunión, además, los argumentos de Aldrich eran irrevocables, había escuchado rumores sobre el incidente del fuego y sabía que sus magulladuras no eran por andar de libertino en fiestas baratas.

Quedó a las siete con Charles en la sala común, diez minutos antes ya estaba lista pero los gastó buscando la poción que había pedido a su abuelo para Aldrich y sus magulladuras, atendiendo a las palabras de su prometido sobre “maximizar la paciencia con Aldrich para persuadirlo bien y definitivo” así que iba a seguir el consejo de Luttrell e iba a comportarse como una muchachita de sociedad, bien relacionada que atendía a los amigos de su futuro marido por agradar. Una vez varita, poción y otros enseres en su bolso de mano hechizado para que cupiera un dragón si fuera menester, echó una última mirada sobre su atuendo, repasó con la mano que su pelo ese día lacio y sujeto por una diadema negra estaba peinado correctamente antes de bajar las escaleras hasta la sala común para encontrarse con el chico.

Esta vez si saludó a Luttrell con un beso en los labios porque sabía que eso contentaría y aseguró que iba a comportarse adecuadamente aunque no cedió el control de su varita por si acaso, nunca sabía que podía encontrarse y también llevaba maquillada la marca con unos productos mágicos por vivir en paz pues como había dicho Holland en su comunicado, era mejor mantener las apariencias y si él jugaba en ese ámbito, ella también podía, ¿no?

Tomaron un traslador hacia Londres y aparecieron en una larga calle que parecía tener mucho de muggle. Othilia sujeta por el brazo de Charles siguió sin abrir la boca a su prometido por toda la peripecia que significaba llegar hasta casa de Aldrich por las miles de cosas que tenían que tomar, hechizar o cruzar pero aún así, encontraron el bonito jardín en menos de un parpadeo (pues se notaba que Charles ya había estado ahí varias veces).

Unos minutos después mientras esperaban que un elfo les abriera el timbre, Othilia notó los ojos del chico sobre ella y aún mirando la puerta asintió – Paciencia, lo sé – y de verdad que iba a tenerla. Un elfo abrió la puerta, dejándoles paso. Othilia cedió la capa que había llevado para salvaguardarse del frío y avanzó junto a Charles hacia el lugar donde la criatura les indicó como donde iba a desarrollarse la velada – Buenas noches, Burroughs – añadió con tono amable pero escudriñando la sala, vislumbrando todo de objetos tecnológico que hicieron apretar la mano sobre el brazo de su prometido y ya cuando sus castos ojos vislumbraron la comida como burdos hippies liberales, tuvo que buscar inquisitivamente a Charles pero recordó la “paciencia” y respiró profundamente otra vez, había que convencerlo de la mejor manera – Te traje una cosa – despegó un segundo de su abrazo para sacar del bolso la poción que tendió a Aldrich – para tus golpes. ¿Cómo sigues?

_________________

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Othilia van Lieshout

Mensajes : 143
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Milou Leloup el Jue Dic 06, 2012 11:03 pm

Nadie la había invitado formalmente a la reunión de Otilia por que propiamente ella aún no tenía la Marca Tenebrosa en su brazo y no era una mortífaga, aunque le tenía la confianza suficiente como para aparecerse en su casa como si fuera la suya a su antojo. No por que no tuviera en claro sus creencias sino por que sentía que aún no estaba del todo preparada; no quería serlo de dientes para afuera y mantenerse al margen, aunque sabía que ese momento no tardaría en llegar.

Nunca había ido a casa de Aldrich pero no se perdió por que ya había visitado con anterioridad la casa de Pearlie y había visto el jardín de los elfos de Barunka desde lejos. De hecho, se había encontrado desde lejos a su Charles y a Othilia, mientras tocaban el buzón y se adentraban en el pasadizo, pero no llamó su atención por que le apetecía recorrer el camino sola. Además, no quería ser mal tercio o algo; luego en el pasadizo se arrepintió.

A penas y podía creer que en tan poco tiempo hubiera creado una especie de vínculo extraño con Aldrich, que ya era más que compromiso. Sentía que la entendía y al mismo tiempo sentía que lo entendía más de lo que él mismo se podía imaginar, era como ser amigos aunque en realidad no se conocían del todo.

Por eso había estado preocupadísima, a pesar de que ella misma le había dicho que buscara a Noel. Por alguna extraña razón que ni siquiera entendía realmente, necesitaba verlo para cerciorarse de que estuviese entero, en una sola pieza y sin ningún rasguño. También quería que le contara lo qué había pasado, pues casi no hablaba con sus padres y no podían decirle nada por escrito en una carta.

El elfo doméstico a penas los había dejado cuando tuvo que regresarse para abrirle a Milou en introducirla también. Ella vestía completamente informal por que había llegado desde Brigantia y en cuanto llegó se acercó a Charles, lo besó en la mejilla rápidamente e hizo lo mismo con Othilia, aunque a ella también la abrazó. No se fijó en nada más, sino tal vez se hubiera puesto igual que ella.

Se sentó al lado de Aldrich y buscó una de sus manos para estrecharla con las suyas.

Estás completo –le dijo con una ligera sonrisa que en realidad mostraba alivio, mucho. Se dio cuenta de que solo había estado exagerando y después se sintió fuera de lugar. Tal vez no debería estar ahí, pero no le quedó de otra. Al fin y al cabo estaba con sus amigos y podían hablar frente a ella tranquilamente-. Othilia, angel mío, ni me hables. Estoy muy sentida contigo por no invitarme.

Dijo en realidad por que sintió el ambiente un poco tenso y le sonrió, no le importaba en lo más mínimo.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
MILOU LELOUPRELACIONES
avatar
Milou Leloup

Mensajes : 104
Fecha de inscripción : 01/10/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Edgar Stowe el Vie Dic 07, 2012 9:22 am

Antes de una fiesta siempre seguía el mismo ritual de tomarse un trago de kahlúa y mascar cinco minutos unas hojas de tabaco que tenía que buscar previamente porque alguno de los elfos las mandaba esconder por orden de su madre. En Brigantia nunca escondía tabaco de masticar, el único que le gustaba de verdad, ni bebida ni las droguillas que a veces Zola consumía para "relajarse" y que él a veces probaba para que su hermana no le gritara que si era un anciano o qué. Tras notar que se sentía más seguro que antes tomó un traslador y se apareció en el amplio jardín de la casa de su primo Aldrich.

Caminó tranquilo todo el trayecto y no pudo evitar sentir nostalgia del tiempo que había pasado ahí jugando con sus dos primos, intentando hacer magia sin varitas y preguntándose de lejos por qué ninguna de las dos parejas se miraba siquiera. Con el tiempo Zillah le haría entender a sus dos hijos que las rencillas del pasado no se podrían negar más tiempo y que dirigirse a ellos con respeto no era de ley; porque, en el fondo, ni su madre ni ellos eran magos de verdad. La familia no era familia sin unos requisitos de por medio. Ni más ni menos.

Entró en el hogar Burroughs-Jentsch obviando de una buena vez todas las reminiscencias y antes de entrar entrecerró un poco los ojos para acostumbrarse del todo a la diferencia de luz. Había poca gente y solamente conocía a las dos chicas de vista. Se dirigió a Aldrich y le dio un capón en la cabeza, como había hecho desde que decidió ignorar las peticiones de su madre por primera vez en su vida y considerarlo un buen amigo. Edgar sabía muy bien cual era su lugar en el mundo, sabía quién era, pero no todo era siempre o blanco o negro.

- Hola, crío. - le tendió una botella de un aguardiente fortísimo que él recordaría de la vez que lo había invitado a emborracharse con él mediante ese liquidillo de los horrores una vez hubo cumplido los diecisiete años. - Vamos a intentar evitar que mates a nadie con tu garrafón. - se rió con su voz grave, esa que siempre había tenido y era tan reconocible, y dio una vuelta para ver lo que su primo había dispuesto en esa noche para ellos.

Enseguida se dio cuenta de que había sido estúpidamente descortés con las dos damas allí presentes y por eso volvió a dirigirse a Aldrich con seriedad pero sin parecer que tuvieran cincuenta años. Odiaba ese trato tan marcial entre amigos, aunque el mundo se empeñara en decírles que tenían que comportarse como abuelos. - Eh, primo, ¿no me vas a presentar a tus amigos? - sonrió y miró a Milou y a Othilia, que estaba agarrada a Charles Luttrell, a quien sí que conocía de vista en Hogwarts.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Edgar Stowe

Mensajes : 9
Fecha de inscripción : 06/12/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Aldrich Burroughs el Lun Dic 10, 2012 2:54 pm

Desde la sala escuchó los pasos de los recién llegados y se levantó para ir a saludarlos.-Buenas noches, Othilia. Charles, ¿cómo te va? Ya conseguí las entradas para el amistoso con Alemania, luego te paso la tuya.-les hizo un gesto para que pasasen aunque a Charles sí le estrechó la mano con familiaridad, con Othilia apenas había tratado y le parecía un poco cuadrada, por ecirlo de algún modo. Él era menos formal con sus amigos, pero quizá fuese cuestión de tiempo. -Gracias por la poción, no sabes lo difícil que es encontrar a un buen medimago que además sea pocionista. La beberé en la mañana, que si acabamos bebiendo quizá colapse.

Lo dijo medio en broma medio en serio, que era de mal gusto preguntar qué llevaba una poción y algunas cosas eran contraproducentes con el licor. De todos modos ya se había levantado y le dijo a uno de los elfos que la pusiese a buen recaudo porque si no se le iba a perder.

No notó la expresión de Othilia cuando vio la comida, era muy diplomática y ya su rostro debía saber contenerse cuando algo le desagradaba así. No creyó que la comida fuese a ser un incidente grave, la pizza la había pedido de un lugar administrado por magos, la coca-cola era más mágica que ellos, las chucherías estaban divididas entre las mágicas y las muggles, lo que sí la comida china si era de un mago netamente muggle aunque tampoco lo fuese a admitir, no por vergüenza o una tontería así, si no para no incomodar a los más puristas.

No entendía desde cuándo se había instaurado que esa era comida de liberales, él prefería eso a faisán o codorniz, aunque seguramente los elfos podrían proveerles esas cosas si a Othilia le provocaba eso, se lo hizo saber a Charles en un susurro para darle una opción a lo que él tenía allí.

La llegada de Milou lo golpeó como lo hace un golpe de buena suerte, sonrió inmediatamente y luego de notar su presencia –cuando se sentó a su lado, que hacía menos ruido que un hobbit- la acercó a él y la abrazó con un solo brazo aunque le causase un dolor mediano. A él le pasaba lo mismo que a ella, le había tomado algo más que aprecio, era más que camaradería, se sentía muy cómodo con ella y le tenía una confianza colosal que no parecía tener sustento el en tiempo que llevaban de conocerse.

Estaba esperando que Othilia le contestase a Milou para no interrumpirla cuando llegó Edgar, su primo, uno muy cercano en cuanto a sangre ya tenían parentesco por parte de padre y madre, su madre era prima de su padre y su padre era primo de su madre. No eran tan engorroso como parecía y pese a lo que se dijese en la esfera más alta que aún frecuentaba Zillah Burroughs ellos habían conservado una amistad a través de los años. No le sorprendió el golpe pero reaccionó verbalmente porque casi se había partido el cuello y eso dejaba secuelas, pero no exageró tampoco.-Eh, cuidado hombre. ¿Acaso me quieres sacar la cabeza antes de que me la pongan bajo inspección a ver si soy de fiar?-no lo dijo por crear controversia, pero ya le había comentado del asunto a Ed y le parecía mejor tomarlo por ese lado porque llegaría el momento en la noche en que no sería un tema tan ligero.-Ah claro. Les presento a mi primo Edgar Stowe, él es Charles Luttrell…creo que lo conoces, su prometida Othilia van Liehout y Milou Leloup.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
FICHA
RELACIONES
BÓVEDA
avatar
Aldrich Burroughs

Mensajes : 252
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Charles Luttrell el Mar Dic 11, 2012 10:12 am

Podían aparecerse. Podrían haberse aparecido desde ese punto donde los dejó el traslador en Londres hasta la casa de Aldrich, pero eso hubiera quitado la mitad de la diversión, o el 80% sin exagerar. Era la primera vez que salía con Othilia, sin obligaciones de ningún tipo de por medio, y aunque no hubiera sido una cita propiamente dicha, tenía su encanto y traería sus controversias de seguro. Visitar amigos, hacer nada una noche de fin de semana, volver a Brigantia quien sabe cuándo y en qué estado.

- Cuando tu señor oscuro lo conquiste todo, no habrá mundo muggle. – comentó en la charla casual llegando, una exageración si era tomada la frase literal pero que venía al caso. Es que ese era el punto, quien pensase que Voldemort, Mott o Holland iban a conformarse entre otras cosas, con pedazos de tierra ocultos entre las multitudes muggles iban equivocados. Sería un largo proceso, pero el objetivo era mucho más grande que segregar la educación mágica entre sangres sucias y puros… La cuestión era que, sobre todo lo que los rodeaba tendrían dominio, que así como el tren, tomarían lo que les conviniese hasta hacerlo propio y descartarían las mierdas.

- Guapa. – le susurró al oído antes de él mismo quitarse la capa, entregar ambas al elfo y adentrarse para no estorbar la llegada de los demás, mientras Othilia descargaba sus frustraciones en su brazo. Saludó a Aldrich – y las apuestas? A Brigantia no le tendría fe, si no fuera porque los alemanes son unos creídos que entrarán al campo creyéndose ganadores… -

Saludó a Miluo, la verdad que con dicha de verla allí, nunca se sabía quién iba a caer en la tentación de arrepentirse de sus palabras por convivir con los “divertidos”. Y llevando a Othi, fue a sentarse a un sillón de dos cuerpos perpendicular a donde Aldrich y Milou se acomodaban. Ni miró la comida, ni los artefactos, apenas si notó la música pues estaba acostumbrado, y pasó por alto los susurros de su amigo no por descortés sino porque cada quien allí debía hacer su parte por convivir. Además la pizza era lo más. Acotó un escueto “nos conocemos” a la llegada de Edgar, y luego de reírse de los chistes sobre el incidente, tomó un trozo de pizza servilleta incluida para ofrecérsela a Othi. – prueba, luego me dices... – que si, le había visto la cara, y empezaba a lamentar que no llevara sus usuales guantes.

- Edgar… tu también vas por la marca? Trataremos de que Noel no te lo ponga tan difícil a ti. – medio broma medio cierto - … Igual insisto en que salió muy bien la jugada, el lico habló por hablar, apresurado y bestia como es, y ahora tiene menos credibilidad que la estúpida de Loreen - si, era su prima y? seguía siendo una estúpida. – Dicen que los Lillyvick hubieran salido en defensa de Holland y no de su hija, a si que cuanto más feo se ponga todo, mejor irán las cosas. Siempre y cuando… - y miró a Aldrich que había querido confesarse con quien no era atinado y a Othilia que tenía arranques de locura asesina. - seamos astutos.

Contaba con un par de planes estúpidos a comentar que había surgido de una charla con la Lefebvre mayor pero no sabía si era momento de ponerlos sobre la mesa. Quizá más entrada la noche… - que tienes para tomar aldrich?

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Charles Luttrell

Mensajes : 109
Fecha de inscripción : 28/10/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Othilia van Lieshout el Mar Dic 11, 2012 10:53 am

La presencia de Milou suavizaba la situación desde la perspectiva de Othilia, más cómoda y suelta, agradecida por su afable gesto, respondió el abrazo de la francesa para sonreír de lado ante su falsa acusación, volviendo a tomar prestado el brazo de Charles mientras hablaba – Culpa a Aldrich, es su casa – una rápida ojeada a su anfitrión, sonrisa de malicia sobre el punto burlesco de la afirmación y acompañó a su prometido hasta el sofá, justo cuando un nuevo invitado hacia acto de presencia. Los ojos de la holandesa escudriñaron el recién llegado, más por intentar descifrar si era un conocido que por ver algo interesante en él, asintió y añadió “un gusto” cuando Aldrich la presento.

- No me des esas cosas – espetó en susurros para no resultar maleducada con Burroughs cuando Charles pasó en una servilleta un trozo de pizza. Coincidió con él en pensamientos, lástima que hubiera considerado al inglés suficientemente limpio y adecuado para ella como para no llevar los guantes que solían cubrir sus lechosas manos. ¿Y si eso transmitía alguna bacteria mágica? Jamás en su vida había visto aquellas cosas y menos probado, fuera cosa de la estricta educación conservadora de su hogar pero para la rubia era toda una novedad y las novedades no eran el plato fuerte de Othilia, más había que ver que para llegar a un punto cómodo en su relación con Luttrell había necesitado más de tres años.

Charles empezó a hablar sobre marcas tenebrosas y política, Othilia decidió quitarse de sus piernas donde había permanecido sentada, manoteó la rodilla de Charles para hacerse un hueco a su lado y tomó asiento, sosteniendo con la mano aún el trozo de pizza, cuyo porción analizó una vez estuvo sentada brazo con brazo con su prometido. Miró el trozo por arriba, por abajo, por los laterales, inspeccionó los ingredientes reconocidos de la superficie y en la lejanía (sin acercarlo mucho a su boca) olfateo para toparse con la desagradable sensación que el aroma parecía riquísimo. No pasó desapercibida la mirada de Charles cuando mencionó “astuto” con doble sentido, Othilia fulminó con sus ojos azules y fríos el muchacho, parpadeó con lentitud como dando énfasis a su acción y volvió a su trozo de pizza.

- Más que dedicar sus esfuerzos en saber si es de fiar – añadió como complementado el comentario de Luttrell que había pasado a pedir bebidas. Othilia desconocía las dudas de Aldrich respecto a tomar partido en el lado purista así que hablaba desde su inocencia por convivir– debería instruirlo en cuanto a equilibrio. No hace más que caer: hipogrifos, fiestas asquerosas de gente insufrible… - no había quitado los ojos de su trozo de pizza, tomó una profunda respiración y a penas probó un nada del extremo que masticó por minutos hasta tragar. Odiaba dar la razón a Charles – Milou, ¿me acompañas a por algo de beber por favor? – así que no se la daría. Levantó su respingón trasero del asiento, buscó la mano del inglés a penas con la yema de sus finos dedos, dejó el trozo de pizza en su mano y a cambio tomó a la francesa por la muñeca para arrancarla con suavidad de los brazos de Burroughs - ¿Quieren que traigamos algo? No vayan a caerse del sofá – miró a los tres chicos esperando la respuesta por la "paciencia" demandada.

_________________

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Othilia van Lieshout

Mensajes : 143
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Milou Leloup el Miér Dic 12, 2012 12:14 pm

Terminó mirando a Aldrich con falso reproche como si quisiera corroborar la acusación que Othilia le había hecho, pero terminó acurrucándose en él con muchísimo cuidado para no lastimarlo innecesariamente. Evitó mirar de arriba abajo a Edgar por que sería descortés, pero le devolvió la sonrisa y se alegró de que llegara. Por un momento sintió que había irrumpido en algo importante.

Como abuelos… solo Milou –le comentó por la presentación. Ni era más grande que ella ni tenía un importante puesto en el Ministerio o algo así como para tener un trato tan formal

Lamentaba sí, un poco, no saber nada de de lo que estaban hablando y de lo que dijo Charles no entendió una sola palabra pero lo disimuló un poco. No pudo evitar sentirse como en casa, a pesar de que no era un sentimiento precisamente cómodo, sino que más bien se sentía ligeramente excluida. Esa era su paga por encerrarse en Brigantia.

A ella, en cambio sí que se le antojó la rebanada de pizza; de sus hermanas únicamente la mayor era parecida a Othilia en cuanto costumbres, a pesar de que todas habían sido criadas de la misma manera, Milou incluso había estado en algún pub muggle, pero siempre había sido muy discreta en cuanto a eso para que no se prestara a interpretaciones erróneas, pero estaba tan cómoda con Aldrich que no se quiso ni mover.

Volveré, no te muevas –le sonrió y le hizo un cariñito con la mano que tenía libre en el pecho, jugueteando y haciendo una parodia boba de alguna enamorada suya que nadie le compraría. Se levantó y tomó la mano de Othilia-. No entiendo nada de lo que dicen –dijo susurrándole al oído.

No esperaba que la pusiera al corriente por que no tenía qué hacerlo, pero moría de curiosidad. La soltó y se acercó a donde estaban las bebidas.

¿Aldrich tienes whisky? –Milou amaba el whisky. Tenía en el fondo de su baúl una botella casi a punto de terminarse a la que le daba bajas casi diario. Comenzó a moverse con la música, cuando empezaba “Nightshift”, y miró a Othilia con socarronería (no estaba tan lejos), invitándola a hacerlo también, mientras con las manos tomaba un vaso y le ponía hielo.

Ya me tiene harta de que sigan hablando de Aquila Lillyvick y su caldo licántropo, qué flojera, por Merlin. ¿Luzco como a alguien que le importa? Ni siquiera nos caía bien, era una hipócrita-falsa-presumida. ¿Esto es vodka? Ay no, guacala, quién sabe qué es –era un licor ambar fabricado por banshees. Entre los licores que Aldrich había dispuesto ahí, encontró uno de manzana y también vodka-. A ver, ¿a nosotras en qué nos afecta? Su familia ya ni la menciona ni nada… ¿o estoy diciendo tonterías?

Seguramente si lo estaba haciendo, pero ella solo sabía lo que sabía todo el mundo. Mientras hablaba había hecho que el vodka se sirviera solo en el vaso, luego el licor, un poco de jugo y también el Evervess, nunca lo había probado pero la etiqueta decía que era ginger ale. Ella seguía bailoteando y controlando con la varita su bebida.

Pruébalo, a ver si así está bien –le cedió el vaso, aunque sabía que también le haría el feo

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
MILOU LELOUPRELACIONES
avatar
Milou Leloup

Mensajes : 104
Fecha de inscripción : 01/10/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Aldrich Burroughs el Vie Dic 14, 2012 10:04 pm

Rió poco del comentario de Charles acerca de Angus, solamente por cordialidad o cualquiera de esas cosas que eran comunes cuando no quería parecer grosero, respecto a los Lillyvick estaba seguro que era cierto que antes ponían las manos al fuego por Holland que por Aquila, es que finalmente era una idiota que no sabía seguir otra cosa que sus impulsos. Los impulsos de él eran fumar y desentenderse de toda idea política, pero evidentemente eso no era una solución para nada, uno en la vida no podía ir basándose en deseos temporales o sentimentalismo.

La indirecta se la esperaba y asintió a Charles, aún desde su cómodo lugar junto a Milou aquello le recordaba que no se trataba de que fuesen allí a departir como cualquier grupo de amigos, se trataba de una reunión en la que hablarían de otro tipo de cosas pero no pensó que apenas iniciasen la noche, aunque eso hasta él lo reconocía como un pensamiento ingenuo.-Ed tiene planes grandes respecto a la marca, seguramente será de ayuda.-era preferible responder eso a entrar en el tema sin una gota de alcohol en su organismo. Sonrió ante lo del comentario de que no eran abuelos, estaba de acuerdo, pero conociendo algo a su primo sabía que le importaría saber sus apellidos.-

La broma de Othilia le pareció más motivo para reír que lo anterior pero solamente sonrió ampliamente porque seguía pensando en el tema anterior. Era cierto, su equilibrio no parecía del todo bueno pero sobre una escoba las cosas eran distintas, había caído algunas veces pero podía realizar maniobras algo complicadas sin terminar en el lodo como cuando lo de los hipogrifos o lo de la fiesta aquella, pero esa estructura estaba hecha de papel, a qué estúpido se le ocurría hacer una fiesta en un lugar así, si no hubiese hecho lo del incendio el techo se les hubiese caído encima.

-Tengo un poco de todo, Charles, seguramente a mi padre no le importa que bebamos alguna de sus cosas siempre y cuando no se trate de algo muy añejo.-cuando Othilia le pidió a Milou que fuese con ella por algo para beber Aldrich se negó, pero solamente con un gesto de manos, inmediatamente se levantó porque había visto alguna vez esa costumbre de que las mujeres fueran las que servían bebidas pero no le gustaba, tantas quejas de su madre respecto a eso habían calado.-Las acompaño, de paso traigo la hielera.

Le besó la mano a su falsa novia Milou siguiéndole el juego y se levantó apenas lo hizo ella pero no escuchó lo que le dijo a Othilia que se quedó viendo qué más faltaba en la mesa. Sobre la mesa había una botella de vodka, uno de manzana y un whisky. Pensó que no les apetecía nada de eso y estaban en su derecho, así que fue a la cocina y se encontró con su madre, que mientras él llevaba levitando otros vasos y más hielo mágico –que no se derretía- ella se dedicó a escudriñar quienes estaban allí, los saludó sin mucho gusto que antes hubiese preferido a diez Angus Finnerty, pero no le dijo nada a Aldrich aunque ya sabía lo que debía estar pensando.

-Aquí tienen un whisky reposado por…nueve años, si se ponen exquisitas.-les dijo a las muchachas sonriendo y sirvió tres vasos de whisky en las rocas para él y los otros dos muchachos.-¿Les dijo algo mi madre? Solo vi cómo los miró, pero disculpen, es algo temperamental…-no fue una disculpa en toda regla, más bien una forma de evitar malos entendidos o egos heridos. -Bueno, a lo que vinimos. ¿Saben todos lo sucedido? Para hacer un recuento y ponernos de acuerdo, que miren cuántos somos y cuántos son los de la fiesta esa. La ventaja es suya, lo sabemos. Entonces hay que hacer algo, y espero que no sea un genocidio. Por si alguien no lo sabe estuve con Noel y causé junto a él el incendio de la fiesta aquella, estamos en confianza y eso seguramente no sale del círculo. Además no sé si esto vaya a salir bien porque tengo algo de remordimiento, lo saben, pero me quedaré hasta el final y necesitamos ahora saber qué cosa es la que pensamos todos al respecto, qué papel jugraemos en esto.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
FICHA
RELACIONES
BÓVEDA
avatar
Aldrich Burroughs

Mensajes : 252
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Othilia van Lieshout el Sáb Dic 15, 2012 4:38 am

En verdad no se trataba de ninguna costumbre o tradición machista el traer bebidas hasta ellos, más bien un gesto de buena fe para ahorrarles un camino ya que iba a buscar su propia bebida. No dijo nada cuando el muchacho tomó parte de la expedición hacia la mesa, dedicó una mirada a Charles de “no tardo” y empezó a caminar con Milou y Aldrich hacia las bebidas, quedándose algo incómoda por vergüenza ajena con el baile de Leloup con la mesa.

- Necesita una corrección por deshonrar a su familia – y Othilia no tenía en mente la disciplina autoritaria parental, más bien la irrupción de una mano sádica, tal como la empleada con la sangre sucia de Ayres. Buscaba con la mirada algún licor sin alcohol o un jugo de calabaza, incluso hidromiel para satisfacer su paladar abstemio así que tenía los ojos en la mesa cuando negó con la cabeza ante la pregunta de Milou pues no estaba diciendo tonterías, solo verdades, precisamente aquellas que la llevaron a problemas con los indeseables en la radio - ¿Entonces para qué perder el tiempo hablando de personas echadas a perder? – murmuro de vuelta, cómplice y sonriendo maliciosamente.

Aceptó la copa ofrecida por la francesa para olfatear en la lejanía si contenía algún tipo de alcohol pero como el olor a manzana mataba todo aroma sospechoso, decidió dar un trago, a penas rozando con sus labios pintados en rojo fulgor para no manchar la copa y.. los Magos, sí tenía algo picante. Paladeó para deshacerse del gusto fuerte y alzó la mirada justo para ver a la madre de Aldrich, Othilia devolvió la mirada y cabezona, aguantó hasta que la señora se fue justo cuando aparecía de vuelta su anfitrión acompañado de vasos y más bebidas.

- Supongo que si noto el alcohol esta bien – devolvió la copa a su amiga, dejándola sobre la mesa y tomó un zumo en bote de cristal que había de piña – No dijo nada, solo observó la situación – añadió, abriendo su bote, tomando una servilleta para limpiar los bordes de la boca del envase y una pajita para ir sorbiendo. Una breve mirada a su amiga para indicar que deberían iniciar la charla, no quería perderse las novedades e hizo un gesto con la cabeza para que acompañara de vuelta hacia el sofá, ocupando de nuevo su lugar junto a Charles.

Escuchó pasiva y atenta el discurso de Aldrich, mirando directamente el muchacho pero no pudiendo evitar observar de reojo a su prometido para evaluar sus reacciones aunque Charles era mucho más comedido que ella pero la mención de los remordimientos, hizo que Othilia tensara su espalda en el sofá y mirara inquisitivamente a Aldrich. Buscó con la mano la de Charles, manteniendo el rostro neutro y los labios en la cañita de plástico, entrelazando sus dedos con los de él y apretando para no saltar de improvisto, ¿cómo podía decir aquello ante sus narices? ¡Remordimientos! Tardó un par de segundos en recuperar la serenidad y cuando libro de tensiones su juicio, acarició con los dedos la cara interna de la mano de Charles, deslizando sus dedos de arriba abajo para pedirle disculpas sin palabras por la leve agresión.

- ¿Cómo puedes estar seguro que estás en confianza? – espetó de repente y apretó los labios, dejando el zumo sobre una mesa cercana – Porque yo no tengo ninguna en ti – no podía callarse eso, Othilia siempre decía que era algo caro ganarse su favor pero era porque una vez obtenido, debía conservarse – Hablas de remordimientos – tomó una pausa para que su tono frío - ¿Crees que ellos tienen algún remordimiento cuando contaminan nuestra sociedad? – hizo una pausa y dejó escapar un suspiro resignado – Yo tengo claro mi papel en esto, ¿tú?




_________________

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Othilia van Lieshout

Mensajes : 143
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Aldrich Burroughs el Dom Dic 16, 2012 2:19 pm

Sabía cómo lo había mirado Othilia, no era una sorpresa para él y seguro para nadie, pero de todos modos continuó para luego escuchar su respuesta nada sorpresiva, tan aparentemente amable como siempre luego de aquella inquisidora mirada que era imposible no descifrar. Estaba ya sentado cuando ella fue al lado de Charles a entrelazar sus dedos con los de él y a darle todas esas señales de disconformidad. Sus palabras no se hicieron esperar, y esperó a que acabase con todas para abrir la boca.

Era de mal gusto estarse confrontando con una mujer pero no se iba a quedar callado con todo lo que ella iba lanzando. Le echó una significativa mirada a Charles para que notase cómo se le iba la boca a su prometida y que no era que lo que él le fuese a responder no estaba justificado, si no fuese una broma interna le diría que controlase a su mujer dragona, que con el carácter de Othilia no había encontrado algo más con lo que compararla en medio de alguna broma dicha y quedó para la posteridad.

-Que levante la mano quien vaya a contarle mañana temprano todo esto a Aquilla Lillyvick, por favor. ¿Serás tú, Othilia? Confío en Edgar, en Charles y en Milou, a ti es a quién no conozco del todo, tal vez te refieres a alguna nueva amistad instaurada con Finnerty o con ese zarrapastroso de Malik.-con un movimiento de mano la incitó a que dijese si era ella la que organizaría una pijamada con todos los conocidos liberales de los que hablaban, o peor, con los que consideraban traidores sin remedio.-Y si no confías en mi no veo el motivo de esto, podría ser una emboscada y todos nos rodean con sus capas de invisibilidad.

No sabía quién la había instaurado como la comandante de ese barco pero él no le había ofrecido más que respeto hasta el momento, por su condición de mujer y por ser la prometida de uno de sus mejores amigos. Dio un sorbo generoso a su bebida, una simple cerveza que disfrutaba sin que fuese tan ostentosa ni ninguna de aquellas cosas poco importantes al momento de beber. Se tomó dos o tres segundos para volver a contestarle, esta vez respecto al segundo asunto.

-Claro, hablo de remordimiento sin problema. ¿Prefieres que mienta? Si vamos a estar en esto debemos ser sinceros los unos con los otros, no unos mediocres que ocultan sus dudas y debilidades transitorias al grupo que es la base del apoyo que se nos da. De eso se trata, lo acabas de decir tú misma, de confianza.-se acomodó entonces en el sillón para ir hacia adelante y acercarse un poco más a ella, no como una señal de violencia, si no para que le quedase claro.-Si no lo tuviese claro hubiese ya mandado todo a la mierda. Charles lo sabe bien. Lo que quiero aclarar es que hablo por mi, no por mi prima o mi hermana, por si alguien no tiene claro el punto.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
FICHA
RELACIONES
BÓVEDA
avatar
Aldrich Burroughs

Mensajes : 252
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Charles Luttrell el Dom Dic 16, 2012 4:37 pm

Que cómodo hubiera sido sonreír por dentro de la amabilidad de Othilia por probar la pizza, o cruzarse de piernas para recordarse a sus anchas sobre el sillón tomando un wisky cualquiera, fumando un poco y charlando de cualquier idiotez. Por ejemplo preguntar planes para las vacaciones de navidad o hacer pasar un lindo momento a Aldrich elogiándole la guapura extrema de su madre… Pero no, el anfitrión quería ir al punto en cuestión supuesto, lo cual era fantástico porque los ponía a todos en un mismo sitio, espíritu de fraternidad digamos, al mismo tiempo que Charles ya estaba estirando su cuello a un lado y otro porque sabía las limitaciones del caso.

Debía ser el que más conocía a cada uno allí, y eso lo ponía en situación de mediador sin remedio. Pero contaba con cero ganas de arbitrar como sabiondo la noche del sábado, quizá hubiera llegado con algo de ganas pero sentado allí con las piernas de Othi a disposición pues... Que no podían comer pizza, hacer chistes y debatir sobre cuál era el hechizo que elegirían si tuvieran un último uso de la varita posible para toda la eternidad en una isla desierta? O anécdotas sobre Hogwarts? Idioteces, tonterías de sábado por la noche… y luego si, muy borrachos, jurar hacerse de cada puto rincón no mágico.

Tomó la mano de la rubia, con la que no sostenía su vaso de whisky y bebió presentando semi atención a las palabras de Aldrich hasta que los impulsos de su novia lo obligaban a volver a la realidad. Despegó la espalda del sillón, para disponer su cuerpo a la charla, escuchando pero atendiendo con los ojos a como Miluo volvía al grupo con su propia copa, puta desgracia de la monogamia cultural… y entonces: Aldrich hablaba de remordimientos, Othilia disparaba su fuego, Aldrich arremetía acusándola y Charles, a punto pero a punto de carcajearse de lo irrisorio de todo, sino fuera que no iba a arriesgar su pellejo, si sucedía que en lo único que esos dos podían ponerse de acuerdo, era en matarlo por burlase de ellos.

- El no tiene su papel claro. – cortó las palabras de Aldrich y si bien se lo decía a Othilia como reto mirándola íntenso, podía sonar mal para el chico mismo también. Adelantó la mano en la que llevaba el vaso como pidiendo un momento, que ya iba pasar a dar la explicación pertinente. – nadie puede tener su rol claro si no hay un puto plan… Podemos coincidir más o menos en los objetivos… o en lo métodos, pero sin obra a interpretar no hay papeles a tomar. – Lo de Othi podía ser diferente pues ella tenía una marca y cuando se encendiera debía acudir al llamado de un alguien que tenía un supuesto plan… Pero la situación general de la sociedad, por más conservadora que fuera en el mejor de los momentos de la historia mágica, era otra. Los mortífagos eran elegidos que habían ganado ciertos derechos y obligaciones, tenía un “empleo”. Luego estaba el pópulo con su propia escala verticalista.

No era un reto a nadie, o si a todos, pero no iba a darles una clase de historia ni de sociología a sus amigos, porque no pretendía ponerse en papel de padre, ni de profesor, aunque si quería encontrar puntos en común, porque de aquel modo nada resultaría bien, no solo políticamente, sino personalmente, en la vida cotidiana que era lo que verdaderamente hoy por hoy interesaba a Charles. Soltó a Othi, para poder pasarle ese mismo brazo por detrás de los hombros, afianzarla a su lado aunque siempre cargara el temor de que iba a rechazarlo a la primera de cambios. - saben cuál es el primer punto que nos hace ver como si fuéramos menos que ellos?.. Nuestra radicalidad. – Bebió y siguió – pongámoslo así… entre los de la KAU que son 4 o 5 y los que sirvieron a Mott y fueron asesinados o desterrados por el mismo Holland – O sea los dos extremos de la cuestión, dos extremos con muy poca gente en sus filas – está la sociedad real, por ejemplo la muchedumbre que fue a esa fiesta, desde tu prima, aldrich o mi hermana o quien sea. Si solo contáramos con la intención de 4 gatos negros locos, jamás se hubiera quitado a los Gnomos la varita, ni hoy estaría a punto de firmarse una enmienda a las normas sobre licántropos. – volvió a beber –… una cosa es ser el propulsor de situaciones que guíen la opinión pública hacia nuestro lado y la otra salir a matar a cuanto sangre sucia se cruce frente a nuestras narices.

Qué más podía decir? Ahí su punto, Othi tenía que dejar de ser tan reacia porque se quedaría sola en el mundo. Aldrich tenía que dejar de pretender que con señalar a tres revoltosos y matarlos se iba a llegar a una sociedad mejor. Las cosas no eran así, nunca lo sería y jamás había funcionado esa táctica. Según Charles…- hay que educar poco a poco a los brujos, para que sepan la verdad: que el mundo entero nos pertenece porque somos mucho más hábiles y cuidadosos que los muggles, que no podemos conformarnos con tener una linda casa oculta entre dos muggles solo por convivir, tener que ocultarnos para armar un estúpido mundial de Quidditch, o ver cómo hacer milagros para que nuestros oficios más básicos como ser pocionista, sobreviven ante la avalancha química muggle… Que tal cosa como ser “liberal” es una completa idiotez, pues en cuanto los muggles se enteran de nosotros salen a cazar brujos, y nadie, ni el más desalmado quiere ver a sus hijos muertos…. – resopló y miró hacia arriba antes de volver a llevarse la bebida a los labios. Que le dijeran que estaba equivocado, no pasaba nada, Charles podía lidiar con cada argumento, quería saber qué opinaba Milou a todo esto, y solo temía a Othilia, pero por otras razones que no venían al caso.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Charles Luttrell

Mensajes : 109
Fecha de inscripción : 28/10/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Milou Leloup el Dom Dic 16, 2012 11:59 pm

Salud por eso –dijo mientras preparaba una bebida igual a la que le había dado. Al menos ella ya no se preocuparía ni pensaría para nada en las vergüenzas ajenas por que ya estaba cansada, cansada de prestarles demasiada atención. Vio a la madre de Aldrich y le sonrió con gesto encantador, también le deseó buenas noches como si la conociera de toda la vida y la hubiera visto crecer o algo así. Solía ser así con los padres de sus amigos y, también, por que estaban en su casa.

Caminó con Othilia de regreso con los demás solo con su bebida y sin acordarse de que le iban a llevar también ni preocuparse de si Aldrich las había llevado. En el camino se hizo de una rebanada de pizza por que moría de hambre y sería capaz de comerse una entera ella sola. Se sentó en el sofá donde había estado antes.

El lazo que recientemente se había forjado entre ella y Aldrich le hacían confiar ciegamente y pasar completamente por alto todos sus remordimientos que, honestamente, ella consideraba normales. Hasta hace poco los involucrados en esa fiesta habían sido sus amigos o buenos conocidos y debió haberle resultado sumamente difícil y estaba por salir a su defensa, recordándole que no era ella quién estaba tumbada en el sofá con quemaduras curándose con pociones que seguro ardían, pero él había hablado primero y a Milou no le quedó más remedio que limitarse a escuchar.

Escuchaba a Charles y no podía creerlo. Lo conocía solo por que era el novio de Othilia, nada más. Nunca había hablado con él más allá del “ah si, ¿qué tal?” o los buenos días y ahora lo escuchaba dándoles una cátedra sobre creencia. Y se sorprendió dándole toda la razón, absolutamente.

Milou también consideraba a los liberales unos hipócritas, de los magos sangresucia aceptaba sus costumbres muggles pero de los verdaderos magos le resultaba una verdadera aberración. Y se lo había dicho a Aldrich, a ella le asustaba que los muggles los descubrieran por que ya era un hecho su intolerancia hacia la magia. ¿Qué acaso los padres de sangre sucia no negaban a sus hijos o escondían celosamente su secreto?

¿Entonces estás diciendo que aceptarías a un hijo de muggles siempre y cuando se adapte a nosotros?

Lo estaba mal interpretando, lo sabía, pero no le importaba por que seguía sin entender del todo. Por primera vez en su vida se quedó callada y no dijo nada más.

_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
MILOU LELOUPRELACIONES
avatar
Milou Leloup

Mensajes : 104
Fecha de inscripción : 01/10/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Othilia van Lieshout el Lun Dic 17, 2012 2:52 am

Othilia era de ese tipo de personas que no necesitaba verbalizar para cortar el aire, valía de sus ojos para descargar su odio sobre una persona. El gestó otorgó el turno de palabra a Aldrich, escuchaba erguida, firme y aparentemente calmada cuando su interior era un hervidero primero porque estaba indignada por cuestionar sus ideales pero no molesta porque Burroughs desconfiara de ella. Ese era el punto donde quería llegar con sus palabras: ella no confiaba en él y él no llegaba a confiar en ella, algo tenían que hacer para ganarse el uno del otro la camaderia, no bastaba con ir a una fiesta de liberales y sangre sucias, lanzar dos hechizos, huir medianamente ileso para que Othilia estuviera convencida de contar con Burroughs por siempre.

Las cosas no eran así para alguien radical como Othilia, criada con unos valores demasiado extremistas y donde la desconfianza mantenía a salvo a una persona. Por supuesto que veía valores positivos en Aldrich, no estaba ciega, había dado un paso realmente importante cuando la fiesta pero no definitivo. No bastaba que llenara su boca con su hazaña, ella también lucía una marca en el brazo pero no lo iba contando en voz alta ni tampoco se daba la grandeza ni tomaba el timón del barco ni nada así. Solo había dado su opinión sincera sobre la situación que todos tomaron como un gesto ofensivo, desde la perspectiva de la rubia era mucho más ofensivo primero jactarse de quemar una fiesta y luego redimirse con remordimientos, fue su decisión y como adulto la tomó, igual que ella aceptó servir a un señor oscuro con sus obligaciones y consecuencias.

La mirada de Charles interceptó los ojos que ya estaban lacerando a Aldrich. Sostuvo las orbes claras y después de largos segundos, aún sin despegar los labios, volvió a su posición inicial como acto de fe, manteniendo aún la paciencia sobre Aldrich por aquella promesa casi rota justo en el inicio de la velada. Mirando un punto fijo en la mesa, escuchó toda la intervención de Charles sin siquiera abrir la boca para mencionar un “si” o emitir alguno de sus antiguos comentarios sobre mantenerse tan cerca en público, cuando el brazo del muchacho pasó por encima de sus hombros para acercarla a él. Inmóvil y demasiado calmada para los estándares de su prometido donde ya debía estar ahorcando a Burroughs por su osadía, continuó bebiendo su zumo, conforme en algunos puntos del discurso, indiferente en muchos y disconforme en otros tantos, solo diría una cosa una vez terminado el discurso: Charles tenía labia para ministro de magia.

Terminó su zumo, colocó el envase vacío encima de la mesita que tenía justo a su lado y cruzó sus manos encima la falda, había tomado la decisión de no hablar más en toda la noche, era la mejor forma de no crear conflictos si sus palabras levantaban controversia porque su carácter era muy cuadrado. Tenía opinión firme sobre el asunto y no tenía problemas en ponerla en común pero había prometido comportarse además, Milou había formulado una buena pregunta.

_________________

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Othilia van Lieshout

Mensajes : 143
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Aldrich Burroughs el Sáb Dic 22, 2012 7:34 pm

Dejó que Charles hablase porque parecía el que más claras tenía las cosas pese a jamás haber sido radical, o a no haberlo sido frente a él, de todos modos era bueno tener a un amigo cercano que estuviese tan encaminado porque podría ayudarle a resolver algunas dudas que tenía y que no le importaba confesarle, después de todo ya lo sabía. Asintió frente a un par de cosas que mencionaba mientras se servía un pedazo de pizza con pepperoni sobre una servilleta porque los platos estaban apilados del lado de Othilia y no quería interrumpir a Charles, además tenía ganas de fastidiarla otro poco.

Le daba bastante igual que le hubiese clavado la mirada encima y que lo mirase como si fuese a comer su rostro como veela enceguecida de furia, había visto a su abuela materna enojada una infinidad de veces y no sería Othilia van Lieshout quien lo hiciese temer a una reprimenda o quien lo callaría por la forma en la que lo miraba. Para calmar sus ímpetus y sus arrebatos tenía a Charles, que por algo era su prometido.

Milou sabía que él no pretendía ser violento o basar en eso la ideología que seguirían, sin embargo algo había aprendido de la experiencia contada por Per y por su propia madre en algunas historias, no podían simplemente ser cordiales y esperar que comprendiesen, por eso es que la pregunta de quien estaba aún sentada a su lado le pareció más que correcta. Uno no puede esperar demasiado de la gente, menos que entienda ideas que no es capaz de estudiar a fondo. Su impulso inicial para ingresar a ese grupo era el miedo por su familia, pero según iba leyendo al respecto le parecía una causa más justa, por eso y por las conversaciones con Leloup.

-Yo no creo que vayas a hacer algo así, Charles. Es que finalmente no sé de dónde es que viene la idea de que por tener poderes tienen derecho a lo mismo. Es decir, es darles la varita por el mango, enseñándole a unos extraños métodos para enfrentarnos como sociedad por querer tenerlo todo, sus costumbres muggles y lo que por años hemos cosechado. Esta sociedad no ha crecido gracias a ellos, no les importa joderla porque son capaces de vivir en su otro mundo mientras que nosotros ni nos imaginamos cómo sería hacer eso.-se lo decía más que nada a Charles mientras esperaba su respuesta, ya había acabado su pedazo de pizza e hizo que un vaso con vodka y jugo de arándano. Miró a Milou y con los ojos le señaló la comida, esperando que entendiese que esperaba que le dijese si quería algo como para servirle.-

Edgar parecía tener la lengua bajo un conjuro, no se imaginaba por qué su primo no decía una palabra, pero al menos continuaba allí parado aunque ni lo estuviese mirando en ese momento.


_________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
FICHA
RELACIONES
BÓVEDA
avatar
Aldrich Burroughs

Mensajes : 252
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Volver arriba Ir abajo

Re: Informal.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.